Diplomacia nipona

Quizá deberíamos tomar nota del modo en que los japoneses solucionan sus rencillas. Vistas algunas de las últimas noticias acontecidas en el país del Sol naciente, además de ahorrarnos una pasta en representantes políticos y diplomáticos, los conflictos entre naciones tendrían una resolución rápida y satisfactoria.

China y Japón mantuvieron un conflicto bélico entre los años 1937 y 1945 (clicka el link y curturízate un poco) que propició una animadversión entre los habitantes de ambos países que perdura aún en nuestros días.

Pues bien, esa tensión se ha visto suavizada por dos actrices porno, que cada una a su modo, han acercado un poquito más a japoneses y chinos.

sora_005Sora Aoi, de la que ya os hemos hablado en estas páginas, ha creado como tantas otras actrices una cuenta de Twitter, a través de la cual interactúa a menudo con internautas chinos. Esta  simpatía y accesibilidad ha hecho que su figura se popularice notablemente en el país, y son muchos los chinos que están cambiando su concepto de los japoneses gracias a ella.

Sora Aoi también manifestó recientemente a través de Twitter su consternación por un reciente terremoto que afectó el Oeste de China, y se ha mostrado dispuesta a realizar donaciones para mitigar en la medida de sus posibilidades, las desgracias de los afectados.

sora-aoi-12La corriente de simpatía que Sora Aoi ha generado en los chinos ha llevado a miles de ellos ha saltarse la férrea censura existente en el país en todo lo concerniente a pornografía.

Y es más, Sora estuvo recientemente en Shangai en un acto promocional de un videojuego, con lo que muchos chinos tuvieron ocasión de conocerla personalmente. “Parece una china más, ¿estais seguros de que es japonesa?” -señalaba un internauta a través de un foro-.

anri-suzuki-00382469La guerra Chino-japonesa tuvo episodios de especial crueldad, y ese es uno de los motivos de que muchas de las heridas entre ambos pueblos no se hayan cerrado aún.

Anri Suzuki es una actriz porno japonesa que se doctoró con una tésis basada en este conflicto y es consciente de las atrocidades que sus compatriotas llevaron a cabo contra la población civil en el curso de esta guerra.Precisamente por ello, ha tratado de “limar asperezas” con una propuesta muy particular:

Tenemos que respetar las lecciones de la historia y aunque no podemos borrar el pasado, tenemos que tratar de recompensarla. Quiero curar las heridas de China con mi cuerpo, y  me ofrezco a realizarlo teniendo relaciones sexuales con los estudiantes chinos en Japón”

anriAnri Suzuki “consolando” a un chino por las atrocidades de 1937

Vamos, que el remordimiento por lo que hicieron sus compatriotas 60 años atrás le ha llevado a tomar la determinación de zumbarse a todo estudiante chino que resida en Japón para compensarlos de la desgracia. No me negareis que con medidas de este tipo las relaciones internacionales no irían como la seda.

¿A nadie se le habrá ocurrido nombrar a Sora Aoi y Anri Suzuki como miembros del cuerpo diplomático? ¿Y que tal designar a Hitomi Tanaka como ministra de “Asuntos exteriores”?

hitomi TanakaHitomi Tanaka y sus “asuntos exteriores”

Comentarios
Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *